El Teatro

Uno de los monumentos más sobresalientes de Segobriga es el Teatro, uno de los más pequeños pero de los mejor conservados de toda Hispania, al menos en su graderío.

El Teatro, junto al Anfiteatro, estaban dispuestos a ambos lados de la vía de entrada que subía hacia la Puerta Principal de la ciudad. Para su construcción se aprovechó con toda intención la pendiente de la colina, ya que permitía un gran ahorro de esfuerzo constructivo, pero el graderío se completaría con sillares extraídos de las canteras abiertas al Sur de la ciudad, al otro lado del río Gigüela.

Teatro Romano de Segóbriga

La construcción de este pequeño teatro romano se debió iniciar en época de Tiberio, se levantó en tiempos de Claudio o Nerón y se inauguró en tiempos de Tito y Vespasiano, hacia el 79 d.C., conforme indicaba una gran inscripción monumental cuyos restos han aparecido entre las ruinas.

El graderío o cavea está muy bien conservado. Estaba dividido en cunei o sectores por medio de escaleras y en tres partes de altura diversa que quedaban separadas por corredores horizontales y baltei o muretes, ya que estaban destinadas a los espectadores según la clase social a la que pertenecieran, quedando las amplias gradas de la parte inferior para los asientos reservados a las autoridades y personajes destacados.Panoramica del Teatro. Segóbriga

La ima (baja) y media cavea se conservan perfectamente, mientras que falta la suma cavea, que se apoyaría en la muralla tras elevarse sobre un corredor abovedado bajo el que corría la calle que unía las dos puertas de la ciudad. Encima de esta compleja y original estructura pudo quedar el summum moenianum, a modo de púlpito que presidiera todo el monumento y que enlazaba con un edificio monumental construido ya al interior de la ciudad.

La parte inferior conserva una orchestra casi semicircular rodeada de tres escalones para los asientos de las autoridades. Frente a ella se alza el proscaenium o tablado, que era de madera sostenido sobre pilares de piedra. Su pequeña fachada o borde estaba decorado con semicolumnas esculpidas y pintadas y ofrecía a los lados dos pequeñas escaleras para acceder a la orchestra.

Teatro del Parque Arqueológico de Segóbriga

Tras el tablado se alzaba una monumental frons scaena, fachada monumental que servía de tornavoz y que estaba decorada con columnas y bellas esculturas de las musas del teatro y de togados y personajes de la familia imperial, presididas por la diosa Roma, por lo que constituía todo un programa de propaganda política de la familia imperial.

Reconstruccion 3D del Teatro Romano de SegóbrigaDetrás de la escena monumental, un gran corredor servía para vestirse los actores y para resguardarse del mal tiempo. Pero en el centro, en el eje del edificio y con claro sentido ideológico, se construyó un aula de forma ligeramente trapezoidal dedicada al Culto Imperial, al exterior de la cual, hacia el este, se levantó un altar, cuyo basamento todavía se conserva. Estos elementos confirman el carácter no sólo lúdico, sino también político y religioso que tenía el edificio del teatro en la antigua Roma, pues estaba destinado a las grandes fiestas y solemnidades colectivas, en especial a las relacionadas con el culto imperial.